¿analiza Críticamente el desarrollo de las sociedades originarias americanas?

esto me lo mandaron en la UNI pero no encuentro un tema exacto de esto, ayuednme porfavor me urge =), Gracias

Publicado por tova el 16/11/2010 a las 07:40 Hs.


1 Respuestas

Nuevas primeroAntiguas primero

ESTE ES UN FRAGMENTO DE UNA PAGINA QUE ENCONTRE CUYO NOMBRE ESTA EN LA FUENTE CONSULTADA. ME paerce QUE HA DE SERTE UTIL.

1-Los pueblos originarios americanos no fueron sólo Incas, Aztecas y Mayas, auqnue los dos primeros fueran las formaicones estaatles más importantes en el momento de la conquista.

Las comunidades originarias son innumerables, y sólo en México hay actualmente 65 pueblos reconocidos, y al menos 60 lenguas que actualmente se hablan; sin contar con aquellas que en el camino quedaron, porque su población desapareció, o porque la colonización cumplió su palabra de borrar identidades que no fueran la homogénea etiqueta de Indio.

La incorporación de los dominados en el discurso de los dominantes es siempre homogeneizante, si se incorpora en la diferencia, ¿cómo justifican la desigualdad? Y si no, baste con mirar una película o serie Norteamérica al azar y observar el personaje latinoamericano: ¿puede alguno saber quién es? ¿De dónde viene? ¿Por qué está allí? ¿Cómo es presentada su vida acá? Nadie se reconoce en esa imagen indiferenciada que nos devuelve el espejo de los dominantes. No, los pueblos son muchos, y específicos, históricos, diferenciados.

2- El punto en común que van a encontrar en esos personajes de ficción es que agradecen la suerte de haber sido dominados por el nuevo imperio. Lo mismo que aparece en otras frases del sentido común sorbe nuestra antigua colonia: “Las sociedades nativas eran asombrosas, pero poco desarrolladas”.

Este tipo de pensamiento suele justificar de manera políticamente correcta a la conquista, poniendo de relieve que aún cuando el asesinato y el saqueo son imperdonables, la conquista nos incorporó a la ‘civilización’ occidental. Algo similar a lo que actualmente ocurre en Medio Oriente con las intervenciones norteamericanas, la violencia parece ser un mal neceasrio para el ‘progreso’.

Pero si mirmaos más de cecra, las gradnes ciuaddes indígenas eran concentarciones aún mayroes que las gradnes ciuaddes eurpoeas de la época; con sisetmas urbnaos de desagüe y abasteicmiento muhco más compeljos y efiacces.

Las formaciones estatales amercianas poseían una estrcutura de funcioanmiento igaul de comlpeja que las eurpoeas, y aquí para mal de los indigneistas hay que deicr que igaul de vioelnta y recauaddora, sorbe un terrtiorio amplísimo.

La capaicdad prodcutiva y la organización técnica de la agriclutura amerciana en los gradnes estdaos era supreior (en su traabjo sobre el terrtiorio, aunque no en su tecnología) a la eurpoea, sivran de preuba las terarzas inciacas.

Pero hay que teenr cuiaddo con esots indicdaores de complejidad social (que no es lo mismo que desarrollo, ni mucho menos que calidad de vida, que puede ser mayor en sociedades cuyas estructuras son muy simples), inmediatamente nos encontramos con la maravilla de lo incomparable, lo incontrastable, lo que nos pone frente a frente con la diferencia, simple y llana, ¿cómo se mide el nivel de desarrollo en los esquemas religiosos?, ¿cómo se piensa en términos de desarrollo un instrumento como la escritura (símbolo tradicional de la superioridad europea), cuando la escritura pictográfica originaria es tan efectiva y compleja?

Pensar la relación Españoles – Indígenas en clave de mayor o menor desarrollo es un doble fetichismo: ni las sociedades originarias eran in-civilizadas ni la sociedad europea era un todo homogéneo.

El fantasma de los puntos de contacto, de las similitudes, de los intercambios, que tan malos ratos les hacían pasar a los españoles que debían admitir el saber medicinal indígena (y ponerse en sus manos), atraviesa todo el tiempo a la sociedad colonial. Y valga esto para las conquistas actuales, para las miradas que impunemente despliega el imperio sobre los inmigrantes y sus conocimientos.

Hoy, los pueblos originarios reconocen y reivindican esos saberes, esas identidades. Los pueblos originarios americanos, y los pueblos afrodescendientes que tan atrozmente fueron trasplantados a nuestra América, reivindican hoy su lugar en la historia, y en la construcción del presente y futuro.

El enorme avance que han logrado en ese camino, valga también para reivindicar a los pueblos sojuzgados que han perdido sus orígenes, sus saberes, sus idiomas en el derrotero de la desmemoria dominante. Quinientos años después, seguimos el camino de nuestro reencuentro.

Publicado por aleix el 16/11/2010 a las 10:27 Hs.

Tu respuesta

¿No encuentras la respuesta que estás buscando? ¡Haz una pregunta!

Hola Mundo!

Preguntillas es un sitio de preguntas y respuestas sobre cualquier tema. Pregunta lo que desees y encontraras tu respuesta. Es 100% gratis y no es necesario registrarse para participar.

Tags:

Publicado 16 Nov

Última actividad 16 Nov

Index Time: 0.029 seg.
Load Time: 0.047634124755859 seg.